Una ONG uruguaya ha impartido cursos orientados a capacitadores

 

Conducción segura de moto

La Fundación Gonzalo Rodríguez es una ONG reconocida sin ánimo de lucro que fue creada en el año 2000 en Uruguay en memoria del piloto uruguayo Gonzalo “Gonchi” Rodríguez.

Esta institución anunció que ya ha impartido en Jujuy el primer curso en el país de formación para la conducción segura de motocicletas; esta formación se ha creado para que la realicen los capacitadores.

Esta novedosa capacitación forma parte de un programa de formación que se implementará y extenderá a diversas zonas de Argentina y será llevada a cabo por especialistas y técnicos que se desplazarán al país.

Este primer curso se impartió en dos jornadas de formación, debate e intercambio, totalmente acondicionadas a las necesidades de esta región. La formación dispone de un certificado oficial y cuenta con el apoyo institucional de la ANSV (Agencia Nacional de Seguridad Vial).

 

Estadísticas sobre mortalidad

Según los datos ofrecidos por el Anuario Estadístico de la Dirección del Observatorio Vial, la tasa de mortalidad en Argentina (la cantidad de muertes cada 100 000 habitantes) en siniestros viales está en 12,3. Ponemos como referencia a la OMS (Organización Mundial de Salud) que establece que cualquier enfermedad con una tasa que supere 10 puede considerarse epidemia.

 

Conducción segura de moto
  • Facebook
  • Twitter
  • LinkedIn

En 2018, más de 5 400 personas murieron en Argentina en siniestros de tráfico, de ellas un 48,3% eran motoristas, casi la mitad de las víctimas. Tanto en Salta como en Jujuy esta proporción es muy parecida: 44,3 y 41,5 respectivamente.

La presidente de la Fundación Gonzalo Rodríguez, María Fernanda Rodríguez, ha subrayado que “las cifras son elocuentes y reflejan la necesidad de activar distintos mecanismos para que los referentes reciban la mayor información y capacitación disponible, y de educar a informar a la vez a la población sobre la necesidad de ser precavidos, responsables y respetuosos de las normas vigentes a la hora de conducir y circular en motor”.

 

 

Mitos sobre la moto

Por otro lado, el coordinador técnico de la ONG, Franzo Azzato, ha explicado que “hay una percepción del riesgo distorsionada, que sumada al hecho de conocer la zona que transita, hace que el motociclista minimice precauciones esenciales para evitar siniestros. La concepción de que la moto por ser pequeña puede circular entre los vehículos sin cumplir las reglas del tránsito, es otra de las situaciones que pone en riesgo la vida propia y la de los demás. En una colisión en motor, el cuerpo absorbe una magnitud energética muy grande, y se incrementa exponencialmente la posibilidad de salir gravemente herido o perder la vida. Es vital respetar las normas”. Añadiendo que “el programa tiene un efecto amplificador, llegar a todos los capacitadores de Centros de Licencias del país es acercarnos también a todos los aspirantes a licencias de conducir motor”.

Otro de los agentes contemporáneos que contribuyen a que la necesidad de tomar precauciones sea todavía mayor es el aumento de los trabajos de entrega a domicilio; en estos servicios la moto es un elemento de trabajo y la retribución monetaria está subordinada a la cantidad de viajes y, en consecuencia, al tiempo que se dedica a cada uno de los trayectos. Ante esta situación, la tendencia de los conductores es exceder la velocidad y no respetar las señales de tráfico.

 

Fuente: El Tribuno