Nuestro almacén a partir de hoy día 30 permanecerá cerrado atendiendo a la nueva restricción por parte del Gobierno del cese de actividades no esenciales debido a la situación que atravesamos, por lo que no se realizarán envíos hasta mínimo el próximo 13 de abril por lo que el e-commerce queda sin servicio hasta entonces.

Nuestros equipos se encuentran tele trabajando, puedes contactar con nosotros en el 91 665 80 08. #QuédateEnCasa #TodoVaASalirBien

CONTACTAR

Según la patronal, esta nueva ley debe potenciar el uso del autobús como clave en la lucha contra la congestión, la contaminación y el cambio climático

 

Ley de movilidad sostenible

A causa del anuncio del Gobierno sobre la próxima Ley de Movilidad Sostenible, Confebús (Confederación Española de Transporte en Autobús) ha realizado un informe donde se reúnen una serie de recomendaciones, además de una comparativa de leyes y estrategias de movilidad que han empezado a funcionar en los principales países de nuestro entorno.

Para la confederación, esta futura Ley “debe ofrecer el marco regulatorio necesario para potenciar el uso del autobús como agente clave en la lucha contra la congestión, la contaminación y el cambio climático.

Los países más influyentes del entorno europeo ya han proclamado legislación, o se encuentran en fase de realizarlo, y también estrategias proclives a organizar, regular y promocionar la movilidad sostenible. Alemania, Francia, Finlandia, Italia y Reino Unido son estos países que, además, representan en conjunto el 64,1% del PIB (Producto Interior Bruto) y el 55,2% de la población de la UE (Unión Europea).

 

España y la Ley de movilidad sostenible

Tras la realización de este estudio comparativo por países, ha confirmado que España es el mayor Estado miembro de la Unión Europea que todavía no ha adoptado una Ley de Movilidad Sostenible. Según el presidente de la patronal, Rafael Barbadillo, “lo importante es que la ley que salga adelante sea una buena ley, que sirva para abordar eficazmente los retos de la movilidad sostenible y la impulse a través del transporte público, así como que proporcione seguridad jurídica a los operadores y adapte el marco regulatorio a las nuevas tendencias y demandas en materia de movilidad”.

La Ley de Movilidad Sostenible deberá acometer el establecimiento de un marco normativo de financiación de transporte público, que consolide e incentive la utilización de un servicio básico de interés general, de la misma manera que existe en multitud de países europeos para, según explica el presidente de Confebús, “coadyuvar, coordinar y financiar el transporte público”.

Asimismo, como parte fundamental de la movilidad sostenible, desde la confederación se estima necesario potenciar y reforzar las características de los servicios de transporte público en autobús para conseguir un crecimiento inteligente, sostenible e integrador, que proporcione el aprovechamiento de las ventajas y las menores externalidades negativas que ofrece esta forma.

 

Fuente: Autobuses & Autocares