La Secretaría ha informado que este proceso se regirá por la Ley de protección de datos y la Ley de transparencia

 

Semovi

La Semovi (Secretaria de Movilidad de Ciudad de México) ha solicitado a los servicios de taxis a través de aplicación (Uber, DiDi, Cabify, Beat y Bolt) que faciliten información sobre el número de vehículos que están circulando actualmente en Ciudad de México. Ha pedido también la distribución de servicios que tienen en estos momentos en la capital y las características de los conductores de los vehículos, sin que este hecho suponga facilitar información personal de sus usuarios.

¿Qué busca la solicitud de información? Básicamente el análisis de la operación de estos medios de transporte con la intención de originar políticas que beneficien a la Ciudad, tal como explicó la dependencia a través de un aviso publicado en la Gaceta Oficial de la Ciudad de México.

 

Objetivo

A la misma vez, esta información que se está solicitando a estas empresas tecnológicas que realizan servicios de transporte privado de pasajeros especializado con conductor tiene una finalidad; y, según la Semovi, esta es completar la red de transporte público e incrementar la capacidad de ofrecer viajes con particularidades especiales de accesibilidad, fomentar  medidas de seguridad vial, integrar los diferentes sistemas de transporte de la Ciudad para fomentar los viajes a pie, en bicicleta y también en transporte público.

La Secretaría de Movilidad ha añadido también que busca “minimizar las externalidades negativas de estos servicios, como la congestión vehicular, para lo que hay que promover la sustitución por medios de transporte sustentable.

Asimismo, la Semovi informa de que el proceso de entrega y resguardo de la información que se proporcione a las empresas estará regido por la Ley de Protección de Datos Personales en Posesión de Sujetos Obligados en la Ciudad de México y la Ley de Transparencia, Acceso a la Información Pública y Rendición de Cuentas de la Ciudad de México.

Para finalizar, la Semovi ha puntualizado que “la información desagregada estará en posesión de una instancia con medidas, protocolos y capacidades de seguridad para garantizar el resguardo y tratamiento de la información”.

 

Fuente: La Jornada