Poder llevar electrónicamente los documentos de control asegura la disponibilidad, integridad, inalterabilidad e inviolabilidad de la documentación de las empresas de transporte

 

Modernización del transporte

A través de la difusión de las características de los sistemas que posibilitan llevar electrónicamente los documentos de control, la idea es asegurar la disponibilidad, integridad, inalterabilidad e inviolabilidad de la documentación que deben tener actualizada todas las empresas de transporte. Cuando se ponga en práctica este sistema de control, hará posible que se elimine la documentación en papel, agilizando también los sistemas de control en carretera.

El Ministerio de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana evoluciona en su apuesta por la digitalización y modernización del transporte con la publicación en el BOE (Boletín Oficial del Estado) de las propiedades de los sistemas que hacen posible llevar los documentos de control en formato electrónico a bordo.

 

Formato electrónico

Con los cambios en el Reglamento de la Ley de Ordenación de los Transportes Terrestres por el Real Decreto 70/2019 se abrió la posibilidad de que la documentación de control que deben llevar en el vehículo los transportistas pueda hacerse a través de medios electrónicos.

Para hacerlo, tanto los soportes como las aplicaciones que se utilicen han de permitir transformar su contenido en signos de escritura legible. De forma complementaria, se necesita fijar las características a efectos de garantizar su disponibilidad, integridad, inalterabilidad e inviolabilidad de su contenido.

 

 

Documentación de control que debe llevarse a bordo

Desde la Dirección General de Transporte Terrestre se ha dictado una resolución donde se especifican las características que han de cumplir los soportes y aplicaciones informáticas y también los requisitos necesarios para la obtención de copias de la documentación de control en soporte electrónico por los servicios de inspección y por agentes de las fuerzas de vigilancia del transporte por carretera, en caso que se localice una posible infracción.

Con este sistema de control se podrá eliminar la documentación en papel que deban llevar los transportistas, además de agilizar los sistemas de control en carretera.

Como su utilización no es obligatoria, a los transportistas que lo deseen se les permite que continúen llevando la documentación en papel y que se vayan adaptando progresivamente a los nuevos sistemas.

 

Fuente: Transporte profesional