Nuestro almacén a partir de hoy día 30 permanecerá cerrado atendiendo a la nueva restricción por parte del Gobierno del cese de actividades no esenciales debido a la situación que atravesamos, por lo que no se realizarán envíos hasta mínimo el próximo 13 de abril por lo que el e-commerce queda sin servicio hasta entonces.

Nuestros equipos se encuentran tele trabajando, puedes contactar con nosotros en el 91 665 80 08. #QuédateEnCasa #TodoVaASalirBien

CONTACTAR

La reducción de emisiones de CO2 será del 30% y se ha establecido un sistema de “supercréditos” hasta 2025 para recompensar a los fabricantes que apuesten por tecnologías innovadoras

 

Reducción de emisiones de CO2

El pasado 16 de abril, el Parlamento Europeo aprobó la primera normativa de la Unión Europea para aplacar el impacto de los vehículos pesados en el calentamiento global.

Esta normativa obliga a los fabricantes de camiones a que las emisiones de CO2 de estos vehículos se reduzcan un 30% en 2030 en relación a 2019, con una vía intermedia de 15% en 2025.

La Eurocámara ratificó con una gran mayoría, 474 votos a favor, 47 en contra y 11 abstenciones, los recortes representativos de emisiones de CO2 para vehículos pesados. Su argumentación ha sido que, a pesar de que estos vehículos únicamente suponen el 5% del parque móvil de Europa, se les asigna el 22% de las emisiones registradas en las carreteras.

 

 

Fecha límite

El límite determinado para 2030 se podría flexibilizar porque la normativa fija también un sistema de “supercréditos” para remunerar a los fabricantes que se decanten por tecnologías más innovadoras hasta 2025.

Así, a partir de esa fecha, los fabricantes con ventas que superen el 2% de camiones nuevos eléctricos y de hidrógeno podrán flexibilizar sus propósitos de reducción de emisiones de CO2.

Esta nueva legislación comunitaria quiere cumplir con las metas medioambientales obtenidas por la UE según el Acuerdo de París de 2015. Llega después de que, en diciembre, los colegisladores de la Unión Europea decretaran fijar para 2030 un propósito de reducción de CO2 del 37,5% para los vehículos nuevos y del 31% para furgonetas, en relación a 2021.

 

 

¿Qué supone la reducción?

Transport & Environment, organización ecologista, ha aplaudido la aprobación de la legislación. Concretamente la fijación para los fabricantes de la meta de producir un 2% de camiones neutros de emisiones para 2025. También indicó que estas nuevas reglas constituirán un ahorro de unos 60.000 euros en combustible para cada camión en cinco años.

Según el medioambientalista holandés y eurodiputado, Bas Eicklout, “la regulación ayudará a reducir la contaminación de nuestras carreteras y a mejorar la calidad del aire”.

 

 

Fuente: Autónomos en ruta